ACOMPAÑAR EL RETORNO A CLASES

A lo largo del mes de marzo, miles de niños y niñas de nuestro país regresarán a clases luego de 2 años de estudiar de manera virtual.  En agosto del año pasado, la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) reveló que los principales efectos del retorno a clases presenciales en ese país fueron irritabilidad y ansiedad. Esto es una llamada de alerta frente a lo que podemos esperar en nuestro contexto.

Aunque a los niños y adolescentes los embarga la emoción por reencontrarse con sus amigos de manera presencial, también pueden experimentar miedo al contagio y ansiedad por la separación momentánea de los padres o cuidadores.

Por lo tanto, esta etapa es una oportunidad  excelente para enseñar a gestionar emociones. Te sugerimos escuchar las necesidades de tu hijo/a y modelar la calma con explicaciones breves y claras, de acuerdo a su edad. Hablar con ellos sobre sus emociones y validarlas: “Volver a clases después de tanto tiempo da un poco de miedo, es normal sentirse así”, “Usar mascarilla toda la mañana es incómodo, pero es necesario”. Durante los primeros días podrían aparecer las denominadas “conductas de aseguramiento”. Ellos buscarán que los reaseguraremos, estarán físicamente más cercanos a sus padres, dirán ‘voy contigo’, ‘no me dejes’, querrán irse a dormir con mamá o papá. En algunos casos podrían aparecer dolores estomacales, naúseas o estar más irritables. A los adultos nos toca tener mucha paciencia y acompañarlos en este proceso de (re)adaptación.

Es importante que tú estés tranquilo con este regreso a la presencialidad para que no le transmitas, sin querer, tus temores. Es necesario cuidarse y no bajar la guardia, sí, pero también es necesario salir, socializar, correr, saltar y ver a los amigos. La salud mental es tan importante como la salud física. Te sugerimos estar en constante comunicación con la escuela para saber cómo se está adecuando tu hijo/a al retorno a clases y escuchar las recomendaciones de los profesores.

__________________________________

Carmen Solís

Psicóloga Psicoterapeuta

Directora de ReCreo

Tags

Déjanos un comentario